DAP implenta sistema Sarcbes en el plan de formación y perfeccionamiento académico

El Sistema Automatizado de Registro y Control de Becas y Sabáticos (Sarcbes) es un sistema automatizado que permite la programación en línea, a través de una clave y un usuario, para el manejo del plan de formación y perfeccionamiento académico. Está alimentado por la información que la Dirección de Asuntos Profesorales (DAP) obtiene de cada uno de los departamentos de las distintas facultades y núcleos, en cuanto a la actualización de datos de los profesores.

La DAP le envía y le habilita a los departamentos de cada facultad o escuela, para cada programación de este plan, una clave y usuario con la cual pueden ingresar al sistema Sarcbes. Luego de que los departamentos lo abren u ofrecen, se ve la disponibilidad de cupos para becas, autorizaciones o sabáticos, para que los profesores puedan hacer las solicitudes a sus respectivos departamentos, las cuales pasan luego al Consejo de Departamento quien se encarga del estudio de las mismas.

Este sistema maneja las restricciones que la normativa indica en cuanto a porcentajes, actualmente estos han cambiado, pues antes eran de un 20 por ciento para todos los beneficios, y ahora aumentaron a 30 por ciento para cada departamento: un 10 por ciento para beca, un 10 por ciento para sabáticos y un 10 por ciento para autorizaciones. Estos porcentajes no son transferibles, por lo que deben ser utilizados en el beneficio que corresponde.

A quiénes afectan estos porcentajes

El 10 por ciento de sabático afecta a aquellos profesores que van a salir como sabaticantes y deben ir al exterior, lo que implica la utilización de un pasaje aéreo, el pago de alguna matrícula y el complemento, sujeto a disponibilidad presupuestaria, motivo por el cual el profesor debe ser programado. Ahora bien, si el profesor va a salir de sabático pero no va a estar fuera de la ciudad de Mérida y lo que va es a elaborar una guía que no va a generar ningún impacto en el programa -desde el punto de vista financiero- pero además tiene quien cubra su carga horaria dentro de su departamento, no tendrá ningún inconveniente y puede salir de año sabático sin ningún problema. Es decir, éste no requiere ser programado, sólo requiere ser aprobado por las instancias, la cual será enviada con toda la información a la DAP.

Esto mismo ocurre con los autorizados, los que tienen que ver con el 10 por ciento son los que hacen descarga de la labor docente. Existen dos tipos de autorizaciones: sin descarga, es decir el profesor que está autorizado y sigue dando sus clases, el cual no afecta en nada a la docencia, pero tiene una autorización. Este profesor no entra en el 10 por ciento y queda sujeto a disponibilidad presupuestaria, las erogaciones que hagan falta en su caso, por ejemplo pasajes aéreos, entre otros. Se entiende que este profesor está estudiando a distancia. El que tiene descarga, tiene que dar 6 horas de docencia en el semestre o año o un curso por semestre o año, este profesor sí impacta porque no está laborando a tiempo completo o dedicación exclusiva en la universidad, tiene unas horas de clases y por lo tanto está fuera de su núcleo de trabajo en la ciudad o en estudios semipresenciales en localidades cercanas. Tiene que ser programado e impacta el 10 por ciento.

En cuanto a las Becas, estas impactan directamente al 10 por ciento del beneficio, los profesores se desligan de sus cursos y cargas horarias, mientras estén realizando sus respectivos estudios de perfeccionamiento y formación, motivo por el cual tienen que ser programados.

Estos son parte de algunos de los detalles de orden técnico y normativo que se explicaron en el II Taller del Plan de Formación y Perfeccionamiento Académico para el 2011, esta información fue dada por la DAP a los representantes académicos designados por el Consejo de Facultad y Núcleos, quienes sirven de enlace entre la DAP y los profesores de las diferentes facultades y núcleos que deseen participar en este plan.

Categorías: